1.jpg2.jpg3.jpg4.jpg

Noticias

 
logo noticias 
 
 

Tema de la jornada 17 de octubre 2017: Jóvenes actores #PobrezaNuncaMás

cruceSabJovenesNosotros como jóvenes guatemaltecos, tenemos claro que realizamos muchos esfuerzos en beneficio de nosotros, y de nuestro país. Algunos de estos son:

Tomar responsabilidades que aún no nos corresponden:

Nos vemos inmersos en un sistema en el que es necesario tomar decisiones y ocupar roles que no nos corresponden. Limitando de esta manera nuestras seguridades y oportunidades, exponiéndonos a riesgos físicos, psicológicos, sentimentales y emocionales, en el que cada vez el esfuerzo es mayor. Como jóvenes, existen determinadas acciones que a nuestra edad nos corresponden, como la dedicación a nuestra formación, recreación, deportes, cultura, etc.

Pero es evidente que todo el esfuerzo que hacemos está enfocado en la búsqueda de un crecimiento personal correcto e integral. En donde es necesario tomar decisiones correctas; aprovechando las oportunidades, que muchas veces no son las más dignas; y dejando pasar otras, teniendo el valor de decir “NO”.

Nosotros, los jóvenes, frente al mundo.

En Guatemala, como en otros países, los jóvenes hemos estado durante mucho tiempo envueltos, en sistemas sociales que limitan un desarrollo integral y digno. Sistemas donde problemas económicos, vicios, violencia, machismo, patriarcado, se han convertido en los factores determinantes para la desintegración familiar, generado en nuestro país un ambiente de inseguridad, individualismo y rechazo hacia nosotros, la juventud del país.

Formación personal

Estamos seguros que la formación integral de una persona se debe a varios factores, a través de actividades y espacios personales.

La educación es primordial, donde se desenvuelvan competencias necesarias para una vida de calidad. Que, en conjunto con la autoformación y diversos consejos de nuestros guías y familia, vamos generando esa capacidad de reflexionar y concientizar sobre varios aspectos.

leer más -- leer con calameo                                                                       Regresar

 

Nos preocupan nuestros jóvenes, sabemos que necesitamos tomar tiempo para comunicarnos, escucharles, y aconsejarles. Queremos que tengan una buena educación: a nivel de valores y estudios académicos, para que encuentren un trabajo digno y sean tomados en cuenta por la sociedad.

Para no sufrir hambre y para poder pagar los estudios emprendemos actividades formales e informales sin ganar el salario mínimo, eso nos toma muchas horas de trabajo sin aliviar las preocupaciones y disminuye la disponibilidad de tiempo para poder darles “abrazos”, compartir con ellos, ayudarles en sus tareas y darles amor.

La sociedad civil  Como padres de familia

Reconoce el potencial que tienen los jóvenes, por eso es necesario abrir espacios de acompañamiento y de crecimiento integral tomando en cuenta sus raíces y cultura.

Conocemos de los riesgos a los que ellos se confrontan en esta sociedad consumista y deshumanizante, que no les permite desarrollar sus conocimientos y habilidades en los cuales se forman.